martes, 24 de abril de 2012

Hacer tribu

No hace mucho alguien me dijo que para criar a un niño hace falta una tribu entera.
En la sociedad Occidental el sentido de tribu familiar se ha perdido en muchos casos (por ejemplo en Estados Unidos) o se comienzan a difuminar sus marcos (como en España), pero se ha ganado en tribu elegida por uno mismo como puede ser la tribu de amigos. En muchos casos y para mucha gente los amigos son más importantes o más cercanos que la propia familia.
Soy hija única pero formamos una unida tribu de tres personas: mi madre, mi padre y yo y ahora el pequeño L forma parte de esa tribu. Mi madre viene de una tribu grande asi que es curioso que siendo hija única me siento parte tambien de una tribu mucho más grande. No me molesta nada de lo que le dicen al pequeño L, no me importa nada de lo que hacen con el, porque es la forma de hacer de mi tribu y yo la comparto y me gusta.
Hace unas semanas vino una de mis primas pequeñas, vive en Bélgica y hacia mucho tiempo que no nos veiamos. No es una de las primas con las que mejor me llevo pero aun asi en ningun momento me sentí a la defensiva, ni en constante vigilancia para ver lo que le hacia o decia al niño. Es decir en mi tribu se hacen las cosas como a mi me gusta y como yo quiero.
Si es cierto que desde que nació el pequeño L con quien más roce he tenido, de mi tribu, ha sido con mi padre. Mi padre entiende la educación en general y la crianza en particular de formas distintas a como las hemos entendido mi madre y yo, por tanto ha habido momentos de discusión (postivia) y de mucho intercambio de ideas, libros, entrevistas, artículos... pero en general mi padre es una persona respetuosa y al fin y al cabo la madre soy yo.
Por otro lado nosotros hemos tenido la suerte de encontrar otra tribu maravillosa.

Como ya he comentado alguna vez comencé asistiendo a un grupo de apoyo a la lactancia cuando el pequeño L era muy chiquito, y de este grupo nació otro grupo, que es lo que definimos como un grupo de crianza.
En otros paises, estos grupos son muy comunes, tanto que incluso se reunen en espacios cedidos por ayutnamientos.
Asi que somos un grupo de "raras" que en general compartimos las esencias básicas de la crianza, aunque claro somos humanas y también existen diferencias. Pero en general lo que hacemos es juntarnos para que los niños jueguen y nosotras podamos resolver nuestras dudas, comentar nuestras angustias, reirnos, llorar y sentirnos protegidas porque como he dicho otras veces elegir caminos que no son los establecidos por la sociedad a veces se hace duro y siempre, siempre necesitas apoyo.

Finalmente añadiré unas palabras de Laura Guttman:  Todas las madres con niños pequeños necesitamos sostén, acompañamiento, solidaridad, comprensión y resguardo de otros miembros de nuestra tribu.

Y yo añadiré que la tribu no sólo ha de ser tribu si no que ha de ser una tribu que acompañe, apoye, de amor y comprensión, no juzgue, mime, entienda y respete.
 

3 comentarios:

  1. heiii...no sabía que habías retomado el blog...yo estaba intentando justamente hacer lo propio, porque lo he tenido todo el invierno abandonado, primero por ausencia de conexión y luego ya casi por desidia...y no sé...por un lado me da pereza...pero por otro pena...porque había pensado en cerrarlo...
    Yo procedo de una tribu considerable, y sin embargo, comparto poco con ella, y dudo que a la hora de educar niños, si llegara, me sintiera cómoda dejándolos mucho en sus manos. Pero, desde luego, hacerse una tribu tiene grandes ventajas; para los niños es una fuente de riqueza, porque no todo se reduce a sus padres, lo que ellos piensan y cómo actúan, hay más modelos, más ejemplos, contraste, diversidad, y para los padres (intuyo) es un desahogo que permite tomarse la educación y la crianza con muchas más calma y menos angustia.

    ResponderEliminar
  2. Claro, por eso me referia a que la tribu no tiene porq ser obligatoriamente la familia, yo como ves me he hecho otra tribu con el grupo de crianza y a la tribu de mi familia politica definitivamente no pertenzco. Eso lo sabes cuando te toca el momento, si te sientes comoda dejando a tu bebe, o si puedes dormir mientras lo pasean, o si no sientes la necesidad de medir cada comentarios...entonces definitivamente es tu tribu. Bss y vuelveeeeee

    ResponderEliminar