martes, 5 de junio de 2012

NORMALIDAD


Desde hacer tiempo me planteo yo que será la normalidad en esto de la crianza.
Para mi, lo que hago es o debería ser lo normal, pero por lo visto no lo es.

A la gente le llama la atención que de la teta a mi hijo que ya me llega casi por la cintura (vale el es un niño alto y yo una mama bajita), sobre todo cuando en una tarde la pide una media de doce veces porque estamos sentados en un recinto pequeño y no puede hacer mucho más.
O cuando decimos que el niño duerme con nosotros (pongamonos técnicos, colechamos),
o que respetamos sus ritmos, o que la gente nos mire como bichos raros cuando él se queja por algo que le estan haciendo y les decimos que dejen lo dejen porque le estan molestando (somos personas respetuosas).

A mucha gente le resulta chocante las cosas que hacemos e igual no nos dicen nada a la cara por respeto (permiteme que lo dude), por miedo (ejem) o porque simplemente prefieren hacerlo de tapadillo cuando nos hemos dado la vuelta.

Pero a mi me resulta chocante cosas como que la madre de un bebé sea la que menos lo coja en brazos a lo largo de una tarde, que haya gente que no disponga casi de medios económicos pero se dejen el sueldo en leche de formula y potitos porque asi lo han elegido (la elección de dar la teta o no me da para otro post).
Que se encierre a un bebe de meses en una habitacion para dormir aun a pesar de que la criatura llorae y grite. Me llama la atencion que a un niño le llamen malo, le pongan en una silla de pensar o le hagan la burla cuando lloriquea....



Se que son maneras distintas de criar, se que hay que ser respetuoso pero no se hasta que punto hay que ser respetuoso cuando a ti te parece que lo que se esta haciendo es infringir dolor a un ser humano.

5 comentarios:

  1. Supongo que a todos nos parece normal lo que hacemos, o al menos deseable...porque precisamente por eso lo hacemos...¿no? Y lo que hacen otros pues, muchas veces, nos parece raro, "anormal". Pero la cuestión está precisamente en esto de la normalidad, que es un término ya ambiguo en sí mismo, porque quiere decir mucho, pero en realidad no dice nada...
    Yo muchas veces pienso que los de al lado están haciendo algo "anormal" pero solo lo digo cuando eso que hacen me parece una falta de respecto hacia mí o hacia otros, y aún así, muchas veces también me callo, supongo que por evitar un conflicto que en la mayoría de los casos no mejoraría nada, pero también porque me digo que quién soy yo para establecer qué tienen que hacer los demás.
    Últimamente, por ejemplo, me está molestando MUCHO el llanto de un niño en el piso de abajo de mis suegros. Llora tres veces todas las noches, a las mismas horas, lo cual me parece lógico y normal porque es un bebé y querrá comer. Pero lo que no me parece nada normal es tener que tragarme su llantina durante minutos y minutos (hasta 15 casi siempre)...sin que nadie vaya a la habitación a cogerle, atusarle, hacerle callar o lo que sea. A veces me da la impresión de que la gente con niños pequeños siente que todo el mundo a su alrededor debe respetarles y tolerarles hasta el infinito porque están criando y eso es sagrado, pero ellos se pasan por el forro respetar a los demás. Eso me molesta, no me parece "normal"... pero claro, si les preguntaras a ellos, seguramente dirían que dejan llorar al niño un ratito para que no se acostumbre a satisfacer sus necesidades de forma inmediata, y comprenda que el llanto no significa conseguir siempre lo que quiere...y claro, eso es más importante que el sueño de los vecinos, que son unos quejicas y que qué sabrán ellos que son una egoísta pareja sin hijos...

    ResponderEliminar
  2. Ayer te escribí un comentario pero no sé porqué ha desaparecido. TE escribo de nuevo por si se ha perdido por ahí, aunque sé que puede ser que lo hayas borrado tú... En fin. Te decía en él, que para pedir respeto hace falta ofrecerlo también, y que no deberías cuestionar lo que hacen los demás con tanta alegría si a ti te gusta que te respeten. Que te quejas de lo que te hacen a ti, pero que luego tú eres igual. Que dices que hay cosas que "no puedes comprender" y eso es precisamente lo que les pasa a los demás contigo. Mi hija se pega unas lloreras tremendas cuando le digo que no puede comer chocolate antes de comer, supongo que si me vieses por ahí, sufrirías por el dolor infringido a la criatura, pero cada uno educa como piensa que es mejor. Personalmente respeto tanto a quien tiene que destetar precozmente por el motivo que sea (que hay motivos para destetar) como a quien decide amamantar hasta los 8 años, allá cada cual en su vida. Quién soy yo para dictaminar nada? Yo hago lo que considero mejor y punto, lo que hagan los demás ya imagino que es lo que mejor les va. Chao. Isa.

    ResponderEliminar
  3. Yo no juzgo circunstancias que desconozco. Si pongo esos ejemplos es porque se los razonamientos que existen detras, no estoy juzgando a una que se me acaba de cruzar por la calle. A mi que alguien destete o no me da igual yo hago las cosas como mejor me parece a mi. Ahora. yo si me creo en el derecho de opinar, que hasta para eso me he creado mi blog. Porque si no tenemos opinión sobre las cosas pues la sociedad avanzará hacia lugares que no ya no nos gusten si no que no nos favorezcan.
    Y bueno, supongo que para juzgarme deberias conocerme un poquito mejor.

    ResponderEliminar
  4. Como ya he dicho, no te juzgo, haz lo que te venga mejor. No necesito conocerte más, porque sólo estoy opinando de lo que has escrito más arriba, simple y llanamente. Opina, opina todo lo que quieras, que para eso estamos aquí. Yo sólo quería que te pusieras en el pellejo de los demás, tú consideras esos razonamientos equivocados, y ellos los tuyos. La pescadilla que se muerde la cola.

    ResponderEliminar
  5. Esto de la normalidad es complicado, lo normal suele ser lo habitual, asi que por mi experiencia eres/somos raras... pero no por ello creo que estemos equivocadas.
    Al final cada uno tiene una forma de hacer la cosas, aunque estoy de acuerdo contigo en que no entiendo que haya que respetar todo, para mi hay cosas que se hacen habitualemente y son muy normales ( por la cantidad de gente que lo hace ) pero que en mi opinión no merecen ningún respeto.
    Un beso!

    ResponderEliminar